Detalle

África renueva sus relaciones con el G7 tras Biarritz

Jueves, 29 Agosto, 2019 - 14:30

La lucha contra la desigualdad a través de una asociación renovada con África era una de las cinco prioridades del G7 celebrado hace menos de una semana en Biarritz, bajo grandes medidas de seguridad que blindaron la ciudad y la frontera entre España y Francia. El G7 está formado por Estados Unidos, Alemania, Japón, Reino Unido, Canadá, Italia y Francia, que ejerce la Presidencia este año.

 

África fue invitada y, por tanto, formó parte de la agenda internacional, lo que pone de relieve el interés que suscita el continente vecino. En representación acudieron a la cita cinco países africanos: Egipto como actual presidente de la Unión Africana (UA), Ruanda como ex presidente de la UA, Sudáfrica como presidente entrante de la UA, Senegal como actual líder de la Nueva Alianza para el Desarrollo de África (NEPAD) y Burkina Faso como presidente del G5 Sahel.

 

Reunión del G7 con los representantes africanos en Biarritz. Foto: Comisión Europea.

 

Tras la reunión de trabajo, a la que también acudieron el presidente de la Comisión de la Unión Africana, el secretario general de Naciones Unidas, el director del Fondo Monetario Internacional, y los presidentes del Banco Mundial y del Banco Africano de Desarrollo, se aprobaron una serie de documentos, y un nuevo marco para las relaciones futuras entre el G7 y África. El debate se centró en encontrar formas de cooperar a través del diseño de herramientas que contribuyan al desarrollo económico sostenible en el continente africano.

Los resultado incluyen documentos y mediadas que pueden consultarse en la página oficial de Consejo de la Unión Europea (UE), e incluyen diferentes áreas:

Relaciones internacionales.

Se aprobó la Declaración de Biarritz por una asociación entre el G7 y África firmada el 26/8/2019, que incluye la preocupación conjunta por la paz y la seguridad, desafíos como la pobreza y el acceso a servicios de salud y agua potable, además de los Objeticos de Desarrollo Sostenible y la Agenda 2030, sin perder de vista la Agenda 2063 de la Unión Africana.

Seguridad.

Se acuerda un plan de actuación específico del G-7 para el Sahel, con el fin de mejorar la cooperación para el desarrollo y en materia de seguridad.

Mujer.

La UE anunció una contribución financiera para el programa de Acción Afirmativa de Financiación para Mujeres de África (AFAWA, por sus siglas en inglés) del Banco Africano de Desarrollo, con más de 85 millones de euros para el desarrollo de 100.000 empresas dirigidas por mujeres.

Desigualdad.

Los dirigentes subrayaron la importancia de la participación de las mujeres en el mercado de trabajo y de la educación de las niñas y las mujeres, especialmente en los países en desarrollo, comprometiéndose también a avanzar en materia de igualdad de género en determinados ámbitos de actuación.

Salud.

La UE anunció una contribución de 550 millones de euros para el reaprovisionamiento del Fondo Mundial de Lucha contra el Sida, la Tuberculosis y la Malaria. «De esta manera, nuestra implicación total superará los 1.000 millones de euros», declaró el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk al inicio de la cumbre.

Violencia sexual y conflictos.

La UE también realizará una aportación inicial de un millón de euros al Fondo Internacional para Supervivientes de la Violencia Sexual Relacionada con los Conflictos, que fue presentado en el G7 por Nadia Murad y el doctor Denis Mukwege, galardonados con el Premio Nobel de la Paz 2018.

TICAD7

Por último, se recalcó la importancia que tiene el desarrollo de la VII Conferencia Internacional de Tokio sobre África y Desarrollo (TICAD7) que se está celebrando del 28 al 30 de agosto en Japón.

 

Destacamos:

Las 5 prioridades en salud por Yvonne Mburu

Con motivo del G7 la científica y experta en salud en África, Yvonne Mburu, que además es fundadora y directora ejecutiva de Nexakili (una red de profesionales y científicos sanitarios africanos dentro y fuera del continente), ha publicado un artículo de fondo en el blog de Brookings Institution, donde señala con precisión cuáles son actualmente las cinco prioridades en materia sanitaria. Aquí os ofrecemos un resumen traducido, pero podéis leer el artículo original aquí.

Alineamiento con la cobertura Universal de Salud. Aunque hay un consenso mundial marcado por el Objetivo de Desarrollo Sostenible nº3, que promueve el acceso universal a una atención sanitaria de calidad y asequible, sigue existiendo un gran obstáculo, como es la brecha en la financiación de la atención médica. Por tanto, todos aquellos recursos que se movilicen, tanto públicos como privados, deberían alinearse con la agenda de la cobertura universal de salud (UHC por sus siglas en inglés). Esto parece obvio, pero actualmente sigue pendiente, por lo que en los países con menos recursos no se están dedicando aún los fondos necesarios, incluidos los de cooperación, a la reestructuración de los sistemas de salud y la provisión de atención primaria.

Retirada progresiva y previsible de los donantes. Invertir en salud redunda en una población más sana y productiva, que impulsará el crecimiento económico, la paz y la prosperidad tanto nacional como global; pero esa inversión debe ser gradual, por eso los donantes deben ofrecer un horizonte temporal suficientemente claro y previsible, que apoye la sostenibilidad de los sistemas de salud y el empoderamiento de cada país de su propia agenda sanitaria. Ejemplos como el de la alianza público-privada de vacunas en Senegal demuestran que es posible y exitoso.

Soluciones innovadoras africanas. Para que las soluciones que se lleven a cabo puedan aterrizar en cada realidad, sean duraderas y mantengan a la salud como una prioridad, hay que "dejar que los africanos dirijan el proceso". Por tanto, Mburu apunta que se debe aprovechar a los socios africanos para formar una coalición donde se aglutine el intercambio de soluciones innovadoras y las buenas prácticas.

Defender la salud como un derecho humano. No solo porque así lo exigen cada vez más los movimientos ciudadanos, sino que además debe ir ligado a la luchar contra las desigualdades de género y sexuales. Como explica la autora, los enfoques de la atención de salud sensibles al género en Etiopía y Ruanda han demostrado un gran éxito al disolver las disparidades sociales, económicas y de género en el acceso a la atención.

Acelerar la respuesta a las epidemias. Así lo ha vuelto a poner de manifiesto el brote de Ébola que sigue activo en la República Democrática del Congo, y que ya se ha cobrado la vida de 1.800 personas con 2.671 casos confirmados.

 

 


Redacción: Adriana Castro Terán. Responsable de Comunicación de Juan Ciudad ONGD.

 

Fuentes empleadas:

Comisión Europea

https://www.consilium.europa.eu/es/meetings/international-summit/2019/08/24-26/

Artículo de Yvonne Mburu. Salud en África: 5 prioridades para la Cumbre de Biarritz del G-7

https://www.brookings.edu/blog/africa-in-focus/2019/08/19/health-in-africa-5-priorities-for-the-g-7-biarritz-summit/

http://www.nexakili.com/publico/sobre.php

Datos Ébola OMS

https://www.who.int/ebola/situation-reports/drc-2018/en/

 

 

 

 
 
SIGUENOS EN LAS REDES
 
 Facebook
Twitter
YouTube
LinkedIn

 

 
Copy: Juan Ciudad ONGD
Herreros de Tejada, 3.
28016 Madrid
Diseño: Metrópolis Comunicación